Recordando los payasos de la tele

Quién no ha escuchado alguna vez eso de "¡cómo están ustedes!"...

0

Pasen los años que pasen, determinados programas y personajes de la pequeña pantalla permanecen vivos en la memoria de su clientela. Un paradigma son las aventuras, ‘skechts’ y canciones en TVE de Gaby, Fofó, Miliki y Fofito, a quienes se unirían en sucesivas etapas Milikito y Rody. O sea, ‘Los payasos de la tele’. Alcanzaron un éxito enorme, y eso que asumían un reto profesional de primer nivel: sustituír en la programación a los también inolvidables ‘Chiripitifláuticos’. A Locomotoro y compañía, sí. Casi nada, vamos.

Su llegada a España procedentes de América, donde también habían triunfado en las televisiones de diversos países, incluye un detalle poco conocido pero de singular valor histórico. El barco que los trajo desde Argentina atracó en el puerto de… Santander. Volvían a pisar así, en la capital cántabra, su nación natal después de más de un cuarto de siglo lejos de ella. Y, además, para ser figuras de la televisión pública. ¡Qué momento! Sin duda, de los que quedan grabados a fuego en el alma.

El líder carismático del grupo era Fofó, augusto de impresionante vis cómica al que daban perfecta réplica sus hermanos. En escena, desplegando un estudiado enfoque de roles, resultaban magníficos. Estaban todos de sobresaliente ‘cum laude’. Pero no sólo delante de las cámaras, sino también en directo. Cuando en plena tele-apoteosis hicieron gira circense por España trabajaron en Santander y Torrelavega. A circo lleno, por supuesto. Con qué entusiasmo les saludaban los críos al aparecer en pista y preguntar “¿Cómo están ustedes?” Todos gritaban: “¡Bieeeeeeeennnnnnnn!” Inolvidable para quienes tuvimos la fortuna de presenciarlo.

‘Los payasos de la tele’ amplificaron su efecto merced a unas canciones excelentes, contagiosas, pegadizas, con las que conquistaron tanto a los niños como a sus padres, madres, abuelos, abuelas, tíos, tías… ¿Quién no ha cantado alguna vez eso de “Hola, don Pepito. Hola, don José, ¿Pasó usted ya por casa? Por su casa yo pasé. ¿Vió usted a mi abuela? A su abuela yo la vi. ¡Adiós, don Pepito! ¡Adiós, don José!”. O la famosa gallina Turuleca o “Susanita tiene un ratón, un ratón chiquitín que come chocolate y turrón y bolitas de anís”. O “en el auto de papá…” ¡Qué artistas tan buenos! ¡Qué recuerdo tan entrañable! ¿Por qué ya no hay en TVE programas infantiles así? Ahí queda la pregunta…

Artículo anteriorVacaciones en Trasmiera de la mano de pisos.com
Artículo siguienteSi ves esto en la puerta de tu casa, llama a la policía
Javier Rodríguez
Licenciado en Ciencias de la Información por la Universidad Complutense de Madrid. Ha sido locutor y presentador de programas en Radio Torrelavega, COPE Cantabria y Punto Radio Santander. Desde sus populares emisiones radiofónicas fue el promotor de los monumentos que el Ayuntamiento de Santander erigió en la ciudad al cantante Jorge Sepúlveda y los payasos 'Hermanos Tonetti'. En televisión ha presentado Informativos y programas de entrevistas en Canal 8 DM TV. Escribe artículos de actualidad y la sección “El Mirador” en El Diario Montañés, periódico líder en ventas y difusión en Cantabria. Ha ofrecido diversas conferencias, imparte el curso “Aprender a hablar en público' y es autor de los libros 'Manual para un espectador de circo', 'La televisión y los españoles', 'Risas y lágrimas. Historia de los payasos españoles', 'La paz, un difícil camino. 8 días con el ejército español en Bosnia-Herzegovina', 'El perfume del alma' y 'Lo que el tiempo se llevó'. Además, es profesor de la asignatura 'Habilidades de Comunicación' en el Centro Universitario CESINE, de Santander.