Mochi, un postre japonés, entre las nuevas apuestas de helados de Mercadona

La compañía valenciana ha incluido dos alternativas de este dulce nipón helado en sus estantes: una rellana de sorbete de mango y otra de leche de coco

0

Se llaman ‘mochis’ y tienen origen nipón. En los términos más puristas se trata de un dulce a base de bizcochos de arroz con forma redondeada y textura gomosa. Aunque se comen durante todo el año, estos alimentos son típicos del año nuevo en Japón… Y ahora llegan dispuestos a colarse en nuestra cesta de la compra este verano. En su continua apuesta por llenar de exotismo sus estantes, Mercadona acaba de incorporar a sus lineales dos alternativas de mochis. En ambos casos, rellenos de helado. Uno de ellos de sorbete de mango y otro de leche con coco.

Estos mochis -con una cobertura de masa de arroz glutinoso- figuran entre las principales cartas que la compañía valenciana quiere jugar este verano para conquistar a su clientela. Helados Estiu está detrás de este singular postre, que no llega solo. Junto a él, otros dos productos que acaban de debutar en su repertorio cara a la nueva campaña estival: el mini bombón nocciola y el crepe helado con chocolate caliente, «que han supuesto un reto para el departamento de I+D+i por su proceso de investigación y elaboración», han destacado desde la empresa.

Los amantes de la comida nipona tienen así a su alcance otra variedad para disfrutar en casa. No es ni mucho menos la única que desde Mercadona han sumado a su oferta en los últimos meses. Entre las más sonadas destaca el té Matcha, que ha pasado a formar parte de la lista de ‘superalimentos’ que se consumen en España. Sus adeptos aseguran que reduce el estrés, estimula las defensas, contribuye a bajar los índices de colesterol y ayuda a combatir el cáncer. Un vaso de matcha equivale a diez de té verde en contenido en antioxidantes y valor nutricional.

En nuestro país todavía es un producto incipiente, pero Mercadona ya ha apostado fuerte por él introduciéndolo en sus lineales. La compañía que preside Juan Roig lo presentó como el «producto japonés de moda». Su sabor agridulce, recalcó la empresa, «es muy característico, así como su fresco aroma, particularmente apreciado por los amantes del té verde».

Tras un proceso especial de cultivo, recolección y secado, la hoja se muele para obtener un polvo fino y verde intenso que multiplica los beneficios del té verde. El producto mantiene sus propiedades aunque se mezcle con agua caliente, fría, en smoothie o con leche.

Deja tu comentario:

Please enter your comment!
Please enter your name here